Gran Buda de Leshan

 

Ya con un poco más de energía salimos a conocer el Gran Buda Tallado de Leshan.

Para llegar al Gran Buda desde el centro de Chengdu primero hay que llegar hasta la estación XinNanMen en Chengdu, nosotros tuvimos suerte ya que el hostel donde estábamos parando estaba a unos 200 metros de la estación de buses y desde ahí salen buses normales o buses más privados que te llevan directo hasta la puerta del lugar. El tiempo de recorrido es de dos horas. Se puede aprovechar para ir durmiendo en el viaje. 

Una vez que se llega a Leshan hay que tomar otro bus, pero este es más local y te va a dejar en la puerta de entrada del complejo del gran buda, si es que elegiste hacer la opción más barata, pero más lenta también.  

El precio de todo este recorrido ida y vuelta es de unos 15 dólares. 

Ya en la puerta del complejo para poder entrar hay que pagar unos 90 yuanes, unos 14 dólares, y ahí si ya estamos dentro del complejo. 

Llegamos a una especie de parque lleno de bambúes por todos lados, en algún que otro lugar perdido ahí en el medio del bosque había un templo con algunas figuras un tanto extrañas, pero lo que nosotros queríamos era ir a ver al buda antes que llegara la marea de buses de excursiones.  


En un momento notamos una especie de cuello de botella y vemos a lo lejos como un gran espacio vacío donde toda la gente estaba mirando. A medida que nos íbamos acercando nos dimos cuenta que estábamos donde queríamos estar.  

Llegamos a una fila india llena de chino y de golpe ahí estábamos arriba de la cabeza del gran buda. Empezamos a seguir esta fila, que se iba por un costado. Mientras íbamos bajando ya estábamos a la altura de la oreja derecha del buda y nos sentíamos tan pero tan chiquititos en comparación con lo gigante de la figura y lo increíble del tamaño y de solo pensar como fue tallada dentro de la montaña. 

Después de un tiempo de seguir bajando por la escalera, si llegamos al final y estábamos a los pies del gran buda. 


Tiene una altura de 71 metros y 28 de ancho. 

 Desde la plataforma abajo se pueden sacar muy buenas fotos si se tiene un selfie stick, para los que lo critican, en estos momentos, fue clave poder usarlo o los que pueden sacar fotos de alguna manera más panorámica. 

 Siempre había que esperar que los chinos se corrieran del fondo de la foto, aunque no hubo caso y siempre hay alguno que se te mete en el medio y ni siquiera son capaces de pedir perdón o nada de eso. 

También desde este lugar se pueden ver los grupos de personas que deciden no pagar la excursión para entrar al parque donde se encuentra el buda, pero si lo que hacen es pagar una excursión en un barco para tener otras vistas del buda desde un poco más lejos y que les entre por completo en las fotos.  

Para volver a subir había que hacerlo por el mismo tipo de escaleras anteriores, pero en este caso todo el mundo estaba apurado por subir y fue muchísimo más rápida la subida que la bajada. 

La excursión si la hacés tranquilo y por tu cuenta te puede llevar un poco más de mediodía ya que hay que tener en cuenta los cambios de bus que hay que hacer y las distancias. 

 La verdad que me voy quedando con unas mejores sensaciones a medida que van pasando los días en China y ahora que estoy con Maru mucho mejor. 

Opt In Image
¡JUNTA MILLAS CONMIGO!
Ingresá tu mail y recibí todas las actualizaciones

- ¡Acompañame durante el viaje por Australia!

- ¡No te pierdas nada y enterate de las novedades al instante!

Deja un comentario