Bagan, el destino soñado de Birmania.

Bagan es el destino turístico número uno en la lista de lugares para visitar en Birmania. 


Millones de templos y pagodas con cupulas doradas sacados como de historias de fantasía, a lo largo de los campos hace imposible poder recorrerlos todos. Pero más o menos con un poco de organización vas a poder visitar los más lindos y aquellos que siempre viste en las postales o las revistas de viajes. 

Empecemos por lo primero. 

Para entrar a la ciudad de Bagan vas a tener que pagar un impuesto de unos 25000 kyats que sería el equivalente a unos 25 dólares. 

Este dinero en teoría sirve para el mantenimiento y el cuidado de los templos, pero se comenta y se cree que lo más seguro que termine en manos del gobierno del país y no se realice ninguna mejora. 

Te lo pueden cobrar al momento de ingresar a la ciudad en un puesto de control o sino también en algunos casos sino lo tenés te lo pueden cobrar al momento de realizar el check in en alguno de los hoteles en los cuales el gobierno tiene un grado de participación. 

Nosotros no pagamos este impuesto ya que al enterarnos de a dónde iba a parar el dinero que nos cobrarían no parecía injusto, por lo que arreglamos con los choferes del bus que nos llevó a la ciudad que directamente no parara en el puesto de control. Le dimos un poco más de plata y de esta manera no lo pagamos.

Para poder ubicarse un poco, existen 3 lugares para visitar en lo que se denomina el “Gran Bagan”. 

Primero la zona de Nyaung-U que es la parte más poblada donde vas a encontrar los hoteles y hostels más mochileros, donde vas a poder encontrar varios lugares para comer a precios razonables. 

También está la zona de Old Bagan y la de New Bagan City. 

 Existen varias maneras de hacer las visitar a los templos. Es muy fácil de hacerlo ya que la mayoría de los templos los vas a encontrar a los costados de la ruta nro 2, y simplemente siguiendo los caminos de tierra te van a ir llevando a la entrada de los templos. Otra opción y la más divertida es perderse entre los campos. Ver una cúpula de un templo e ir tratando de encontrar la manera de llegar. 

Nosotros elegimos hacer el recorrido en bicicleta tradicional. Otras opciones son hacerlo en bus o en combi y algunos también se alquilan bicicletas eléctricas para no cansarse.  

El primer día lo dedicamos a recorrer los templos más alejados de donde estábamos parando ya que no estábamos muy cansados y de paso quedarnos hasta el atardecer para poder verlo desde arriba de uno de los templos más importantes.

En algunos templos te vas a poder subir, en otros está prohibido, siempre es cuestión de preguntar para no quedar como un irrespetuoso. 

En este momento del día fue la única vez que nos pidieron el ticket de entrada que no habíamos pagado. Le dijimos al control que lo habíamos dejado en el hotel y por suerte no insistió más y zafamos de la situación. 

A la madrugada siguiente antes que saliera el sol ya estábamos de nuevo arriba de las bicis para de nuevo subir a uno de los templos más altos del lugar para poder tener una hermosa vista del amanecer con todo el paisaje de fondo. 

Supimos de personas que se quedan a dormir en el lugar, creemos que eso está prohibido, pero de mi parte ni loco lo hago.

Justo en la época que estuvimos nosotros que fue junio-julio, los globos aerostáticos no están por si lo que quieren es hacer este paseo más vale que sepan bien en que época están para no perdérselos.

Otro dato que es importante es que, en algunos de los templos, en la entrada te vas a encontrar con unos bidones gigantes de agua potable, en algunos casos fría. Esto es como un milagro y más si haces el recorrido en bici como nosotros con 50 grados de calor y sin sombra. 

Además, los templos están a casi 1 hora en bicicleta desde la zona de Nyaung-U, mas todo el día pedaleando más la vuelta, hace que termines cansado, por lo que mantenerse hidratado es muy importante.  

Como en todos lados te van querer vender mapas con los templos más importantes, pero nosotros con la guía de viaje y una mini explicación de cada uno de ellos estuvimos más que contentos porque la verdad después de un rato de ver templos todos te van a parecer lo mismo, pero siempre vas a querer buscarle ese detalle para que sea distinto al resto. 

 

Visitaste Bagan? ¿Que te pareció? 

Opt In Image
¡JUNTA MILLAS CONMIGO!
Ingresá tu mail y recibí todas las actualizaciones

- ¡Acompañame durante el viaje por Australia!

- ¡No te pierdas nada y enterate de las novedades al instante!

Deja un comentario